SIN REDES SOCIALES – investigación

Ni Facebook, ni Instagram, Twitter, Linkedin, Pinterest…

Las reglas son muy básicas y concretas, no abrirlas (y por extensión tampoco publicar) ni en desktop ni en mobile. Tiempo mínimo 1 mes, máximo 6 meses.

Objetivo: entender mejor el papel que juegan en la vida cotidiana.

Tengo una teoría personal: no me considero nada especial, sino más bien del montón. Entre los percentiles normales de casi todo (altura, kg, gustos, aficiones, intereses, hábitos). Así que por lógica, si puedo entenderme a mí misma probablemente también pueda entender a buena parte de la población.

Para documentarlo, tengo que apuntar en un cuaderno cada vez que me gustaría consultarlas o publicar algo. Reflejando hora, sitio en el que estoy y qué estoy haciendo en ese momento. De momento van 15 días de experimento. Me gustaría que fuera el arranque de la investigación para el doctorado.

Algunas áreas observadas durante estas 2 semanas:

  • La batería del móvil no se acaba (maravilla!)
  • Ligero sentimiento de soledad y desconexión
  • Aumento de la concentración
  • El uso de la doble pantalla (mobile+tv) ha caído en picado
  • Necesidad de consultar más fuentes de información (apps de noticias) ante la falta de Twitter
  • Aumento del uso de Whatsapp (casi no lo usaba antes del proyecto)
  • «MONO» GENERALIZADO

Las «trampas» que me he pillado a mi misma haciendo

29/12/2017 11:47 – Entré en Flickr. No lo habría desde hace años. Lo cerré de golpe cuando me di cuenta de que en el fondo, estaba intentando suplir el consumo audiovisual que normalmente realizo por Instagram.

29/12/2017 10:05 – Escribir un post para el blog muy extenso sobre el proyecto de investigación. Lo he sustituido por este. Es pronto para hacer asunciones o extraer insights. Publicándolo no estaba sino realizando otra función de mis redes, construir una imagen de mi misma. He preferido redactar este de forma mucho más somera. Todos los detalles de la investigación (notas, apuntes, grabaciones de voz y otras reflexiones) están documentadas esperando a ser analizadas a medida que los hitos del experimento se vayan alcanzando.

Un apunte interesante, apartar el objeto de tentación y no verlo ayuda a desarrollar mayor autocontrol. El móvil se pasa la mayor parte del tiempo guardado en la mochila o en el bolso. Es uno de los insights que fueron extraídos del «marshmallow experiment» o en castellano «la prueba del malvavisco».

Otros artículos sobre el tema:

Cognitive and attentional mechanisms in delay of gratification

Self-Control and Grit: Related but Separable Determinants of Success

 

4 comentarios

Hoy me acordé de ti y vi que llevabas sin publicar algo casi tanto como yo. Parece que nos hemos puesto de acuerdo para hacer el mismo «experimento» 🙂
Yo añadiría dos puntos más:
– Aumento de la satisfacción con tu vida al no compararla a diario con la de los demás.
– Desaparición de la necesidad de compartir fotos de buenos momentos para presumir de ellos.

Oscar!!
Me alegro de que los más sociales estemos yendo en dirección contraria buscando otro tipo de evolución 🙂
Totalmente de acuerdo con el tema de la satisfacción vital. Esto lo explica muy bien este señor psicólogo https://waitbutwhy.com/2013/09/why-generation-y-yuppies-are-unhappy.html

Y sí, yo sigo haciendo fotos, pero he vuelto al modo «me las guardo para acordarme en unos años».

Te animo a escribir post de todo el proceso de abstinencia social!

Deja una respuesta

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies